Las patentes se atascan.Nueva Alcarria.

18/3/2007

Pintor de brocha gorda desde hace mas de cuatro décadas, Tomas, ayudado por su mujer, acaba de sacar al mercado una revolucionaria máquina para el sector que permite repasar los defectos que el paso del tiempo causa en el gotele sin necesidad de volver a hacerlo de forma integral.

Asi, y tras un tiempo de perfeccionamiento en la OEPM, Tomas consiguió el pasado año la conseción de la patente de su máquina, que ha bautizado como GOTEPRI y que ha sido la punta de lanza para la apertura de una empresa centralizada en su venta en el polígono industrial de Cabanillas.